Creando un hogar sustentable y saludable

Prometido post… Hace un montón que me estoy manejando sólo con Instagram pero hoy vuelvo al blog porque me toca contarles de un tema más extenso: cómo estoy de a poco sacando los tóxicos/sustancias nocivas fuera de mi casa y generando un hogar lo más sustentable posible. Es un camino largo, que no se ha terminado aún y estoy lejos de la perfección, pero realmente creo en el poder de las pequeñas acciones y cambios que, sin ser radicales, si todos los hicieran haríamos un bien significativo para nuestra salud y la del planeta. Creo que es urgente que reaccionemos (y si te queda alguna duda, investigá sobre lo que dicen los científicos sobre el rumbo que está tomando el cambio climático, sobre el impacto de los plásticos en el medioambiente y chusmeá la bibliografía que dejé abajo).

Para comenzar a plantearme cambios me inspiré en dos corrientes de ideas: la de los tóxicos ambientales (punto de vista de la salud, que vi en mi carrera de medicina) y la del movimiento zero waste (punto de vista ambiental). Desde el primer aspecto, algo que he querido evitar a toda costa son los agentes carcinogénicos pero sobre todo los disruptores endócrinos u hormonales (resumido, son sustancias que mimetizan el accionar de nuestras hormonas, se unen a los receptores en distintos lugares del cuerpo y causan efectos biológicos; casi siempre simulan a los estrógenos). Una aclaración: no se puede vivir aislado en una burbuja y estas sustancias están en todos lados; de hecho aun podemos detectar sustancias prohibidas por su biopersistencia. Al principio al leer investigaciones me asusté, pero ya acepté que no se puede evitar del todo y está bien hacer lo que esté a mi alcance sin volverme loca para que me afecte lo menos posible y para no contribuir en que siga la contaminación (es igual de tóxico tener pensamientos fatalistas que las sustancias en sí). Los cambios que hago son por mí, y por el ambiente y los animales: estos agentes también los afectan y pueden poner en peligro la supervivencia de muchas especies (ya están sucediendo ciertas mutaciones que causan esterilidad en algunos peces por ejemplo, y en humanos también afectan la parte reproductiva). Y en cuanto a la movida zero waste o basura cero, me parece lo más razonable para parar el despilfarro y la contaminación innecesaria del planeta. ¿Vale la pena generar basura que perdurará siglos y arruinará ecosistemas por usarlas un rato? Me parece que estarás de acuerdo conmigo de que no lo vale. Si bien es difícil no generar absolutamente nada de basura, con intentar pasarse al low waste (disminuir lo más posible la basura generada) ya es buen comienzo.

Para evitar sustancias nocivas, lo primero y principal es informarse, leer donde están (dejo bibliografía abajo) y cuáles son las alternativas. Les dejo algunos intercambios que hice en mi casa:

  • Elementos de cocina: ya usaba ollas de acero inoxidable pero mis sartenes eran de teflón, que tienen PFOA y PTFE (disruptores endócrinos que al calentarse incluso pueden causar la muerte de pájaros). Las cambié por sartenes de cerámica (fijarse que diga libre de PFOA y/o PTFE o preguntar, hay varias marcas como Cecotec… yo compré una china, no recomiendo, es mejor invertir en una de calidad) y de hierro fundido (la mía fue hecha por un herrero de mi ciudad Tandil). Para hacer budines uso budinera de silicona libre de BPA (otro disruptor) y tengo otra de aluminio, aunque ninguna me convence (tengo en la mira una de vidrio de Pirex). Espátula uso de acero inoxidable, y cucharas de metal y de madera.
  • Tuppers: recomiendo fuertemente la línea de tuppers de Pirex con cierre hermético (la tapa es de plástico sin BPA y el tupper en sí es de vidrio, que resiste freezer, microondas y hornos así que también los uso como fuentes para cocinar). También tengo un tupper grande y de las mismas características de Marinex. Las tapas de plástico las uso solamente para guardar, no las expongo a las temperaturas altas (no las meto al microondas), ya que el calor desestabiliza las moléculas del plástico y causa la eliminación de esas sustancias nocivas.
  • Bowls: elijo acero inoxidable y vidrio (Pirex, Carol y Marinex tienen).
  • Broches para ropa: elijo los clásicos de madera.
  • Alacena: si bien me quedaron algunos tarros plásticos que trato que no se expongan al sol, la mayoría lo guardo en frascos de vidrio con tapa de metal. Para ahorrar pueden ir a un local de envases (Centro Envases en Olavarría es muy recomendable y tienen precios increíbles) y comprar al por mayor (yo compre un pack grande con muchos frascos). También al comprar aceite de coco, mantequillas, untables de castañas, mermeladas y varios de esos alimentos elijo que vengan en envase de vidrio y al terminarlos los lavo, desinfecto y reutilizo, incluso los llevo a los almacenes y dietéticas para que me los rellenen cuando se puede. Otra opción es llevar bolsas para compras a granel + frascos de cartón (tipo de dulce de leche repostero) que se compran en lugares de envases o papeleras, que son livianos y no se rompen y sirven para harinas por ejemplo. ¡Importantísimo planificar qué vamos a comprar y dónde lo podemos trasportar hasta la alacena!hogar sustentable alacena
  • Verdulería: no olvidar bolsita reutilizable y alguna impermeable (pueden comprarlas o lavar una bolsa de plástico que aún tengan en su casa y reutilizarla algunas veces, aunque no es ideal). Para disminuir el impacto ambiental, siempre que puedo compro a productores orgánicos u agroecológicos que vivan cerca (es más fácil en Tandil, pero en Olavarría a veces se hacen ferias de productores locales donde se pueden comprar algunas verduras y huevos agroecológicos). En mi casa de Tandil tenemos huerta y siempre me dan variedad de verduras cuando voy a visitarlos.
  • Agua: por razones de salud nunca pude tomar agua corriente, por eso toda la vida tomé agua mineral embotellada. Cuando tomé consciencia de la cantidad de desechos que representan y que tampoco son tan saludables (es plástico, tiene BPA y compuestos similares que al estar expuestos a temperatura o sol se liberan al agua), me animé a hacer un cambio. Mi papá es distribuidor de filtros PSA y no me animaba a probar hasta que me decidí y le pedí que me instale uno, el Senior 3. Este filtro genera una reducción de más del 90% de cloro, 60% de trihalometanos (THM´s) y de metales como hierro, plomo, cromo, manganeso y aluminio; el uso de la zeolita natural permite ampliar el espectro de retención de metales porque incorpora la retención de aluminio. En casa de mis papás hay un Quantum (que además ablanda el agua) y un filtro de ducha (para evitar sobre todo el cloro). Los filtros se eligen según el tipo de problema que haya en el agua de tu ciudad, tus necesidades. Los precios varían, no son baratos pero son una inversión en salud. Hay también: filtros portátiles para camping y viajes, eco dispenser (se apaga cuando no hay luz para un consumo eficiente de la electricidad, además de filtrar el agua, y tiene varios otros beneficios), filtro para piscinas, filtro de aire (de los más completos del mercado argentino) y gasificador de agua (para hacer soda casera). Llevan un mantenimiento (se llama retrolavado, es relativamente sencillo), cuya frecuencia también depende de la calidad y dureza del agua, y haciéndolo adecuadamente duran algunos años (el que dura menos es uno para arsénico, el resto duran bastante más). Además al terminar la vida útil podes canjear el usado por uno nuevo con descuento. Hay otras marcas de purificadores que no he probado ni conozco a nadie que los haya usado, pero los precios son similares (si fueran baratos, sospechá). La calidad de los PSA es muy buena y están debidamente aprobados por ANMAT. ¿Cómo complemento mi filtro? ¡Con mi botella recargable de vidrio! Como ven amo el vidrio, es de los materiales más nobles porque es totalmente inerte y atóxico, cero poroso y seguro. Mi botella es marca Liveslow, que son de un vidrio muy resistente y están recubiertas de silicona de calidad para que estén protegidas. Vienen en colores hermosos y a un precio similar a las demás botellas recargables del mercado. Tienen un amable servicio al cliente también. La llevo a todos lados y anda de diez… ¡La recomiendo mucho!hogar sustentable filtro y botella liveslow
  • Lavado de ropa: mi idea al cambiar era usar algo que no tenga nada que me irrite la piel y que además fuera biodegradable (¿sabían que los jabones de ropa comerciales persisten en el ambiente?). primero probé la EcoBola de lavado, que sirve pero para ropa no muy sucia. Es una bola que se mete al lavarropas con la ropa y supuestamente actúa por varios mecanismos para retener la suciedad. Como con el tiempo me dejó de convencer tanto, busqué un jabón líquido y me encontré con el que me encanta y uso siempre, el de Biogreen. Tiene pocos ingredientes (lástima que tiene perfume), es biodegradable y extremadamente rendidor. ¡Lo super recomiendo! También recuerden juntar bastante ropa para no hacer tantos lavados y elegir los más cortos o ecológicos.
  • Lavado de platos: mi reemplazo de la esponja plástica es la famosa luffa, que es una esponja vegetal fruto de una planta (si la compran suele venir con semillas, que pueden plantar). Y como detergente descubrí el de MásBio, que tiene pocos ingredientes, es biodegradable, tiene un rico olor, desengrasa perfecto y es rendidor… ¡otro muy recomendado!hogar sustentable mas bio
  • Baño, vidrios/espejos y pisos: los pisos los lavo con una mezcla casera de agua y vinagre con aceites esenciales antisépticos (tea tree, tomillo y naranja). Se pueden desinfectar con alcohol al 70%. Los artefactos del baño los limpio con el limpiabaños de MásBio que también me encanta el aroma y la efectividad (es un líquido con spray que hace cierta espuma pero lava bárbaro). Para vidrios se puede hacer una dilución de vinagre en agua con aceites esenciales (si buscan en Instagram a Mi vida botánica, Duba es la reina de las recetas naturales para hogar y cosmética).
  • Reducción de basura / tips low o zero waste: eliminé buena parte de alimentos procesados de mi casa y empaquetados, por ejemplo en vez de comprar masitas cocino budines y/o pan sin gluten una vez por semana y los fracciono/congelo (si comen sin gluten y cocinan en vez de comprar van a ahorrar mucho). Cocino lo más posible en general, para que sea más saludable y para no generar desechos innecesarios. Las hierbas para hacer tés o preparados cosméticos y medicinales las compro a granel y las pongo en frascos, así evito los saquitos (que a veces tienen plástico) más el paquete en sí. Las pocas cosas que compro en paquete separo cartón para reciclar y si hay plástico lo meto en un ecoladrillo. Personalmente no me gusta la idea del ecoladrillo porque no deja de ser plástico y estar relleno en parte por envoltorios de alimentos ultraprocesados, pero en algunos casos no he encontrado reemplazos sin envoltorio aun (ej., consumo fideos sin gluten Wakas que son ricos, sin tacc, saludables y vienen en envase de cartón pero con una bolsa… Así que tengo que separar; también algunas harinas sin tacc no consigo sueltas). Lo orgánico va a la compostera, que hice y estrené hace poco más de una semana (veremos cómo me va). Para lo reciclable (vidrio, cartón y papel, latas) tengo una caja donde voy poniendo esos residuos y luego los llevo a un Punto Limpio. La clave está en revisar nuestros hábitos de consumo, ver por dónde podemos empezar a reducir (la compostera y las compras a granel son clave en mi opinión) y organizarse, ¡sin desesperar!

A continuación les dejo recursos donde pueden informarse más de estos temas:

Basura cero o low waste:

Instagram: recomiendo fuertemente que sigan a @lalocadeltaper (una genia en cuestión zero waste), @redcompostaje, @verdeyconsciente, @somostiendasustentable, @olavarriaverde, @espaciosustentable (tienen página web muy buena).

Vean la charla TED de Lauren Singer https://www.youtube.com/watch?v=pF72px2R3Hg&t=58s

Tóxicos ambientales:

Libro “La primavera silenciosa”, de la bióloga Rachel Carson.

Parte IV “El increíble escándalo de los disruptores endócrinos” del libro” El veneno nuestro de cada día”, de Marie-Monique Robin.

Ensayo “Bioética y salud ambiental”, de Manuel Velazco-Suárez.

Capítulo 12 “Riesgos y amenazas” del libro “Medicina virtual. En los bordes de lo real” de Pedro García Barreno.

También si leen en inglés y tienen formación en las ciencias biológicas y de la salud, pueden buscar estudios serios en Pubmed (hay más de los que se imaginan, increíble como sigue sin importarle a tantos profesionales con las evidencias que hay).

Si quieren saber más de alimentos ultraprocesados y lo que implican: libro Mala Leche, una joyita de Soledad Barruti (con muchas referencias bibliográficas serias).

Espero que estos datos les sirvan de punto de partida como a mí para inspirarlos a hacer algo por el mundo en que vivimos y por ustedes mismos. Cuentenme si tienen alguna otra fuente de información de calidad y útil o compartan sus tips en comentarios… ¡Los leo!

 

Anuncios

“Guía verde” para Tandil y Olavarría

Desde que inicié hace unos años mi búsqueda por un tipo de consumo diferente al de la mayoría (e incluso una disminución del consumo para pasar a elegir menos pero de mayor calidad según mi percepción), siempre sentí una gran barrera para conseguir productos siendo del interior de la provincia de Bs. As., en comparación a todo lo que se ofrece en Capital (y considerando que prácticamente nunca tengo la oportunidad de viajar). Soy de Tandil y estudio medicina en Olavarría, así que he recorrido muchos almacenes, dietéticas, farmacias y lugares en general de ambas ciudades buscando tanto productos cosméticos, como productos de limpieza, accesorios ecológicos, alimentos orgánicos y veganos… así que se me ocurrió hacer una pequeña guía para los que viven en estas ciudades y se les dificulta encontrar productos de acuerdo a sus deseos o necesidades. Acá va, y cualquier otra cosa que quieran saber comenten o mándenme un mensaje a mi Instagram (Natural Mindful Beauty).

TANDIL

  • Bioalmacén Garibaldi (25 de mayo 301): Acá pueden encontrar muy buen asesoramiento sobre producción orgánica, productos agroecológicos varios (verduras, fideos, aceites, especias, harinas, semillas, pastas, medallones veganos, pizzas integrales y orgánicas, masitas y panificados integrales, leches vegetales, semillas, libros, cosas más especiales como maple syrup importado) y cosmética natural de Weleda y productores locales como Alipé (por ejemplo tienen desodorante, polvo dental, jabones y tinturas madres).
  • Una nueva tierra, almacén orgánico (San Martín 427): Ofrecen un cálido asesoramiento sobre cada producto. Tienen una gran variedad, cantidad y calidad en la sección de verdulería y frutería orgánica de producción local, hay de todo, eso es destacable! También tienen todo tipo de alimentos saludables, locales y orgánicos, herboristería, masalas, cosmética natural de las marcas Weleda, Botik, Alipé y otras locales.
  • Oui, sano almacén (Av. Brasil 345): Este bello almacén tuve su apertura hace no mucho pero ya está surtido de un montón de marcas que antes no se encontraban en Tandil y son el sueño de muchos veggies y veganos: “lácteos” de origen vegetal de las marcas Felices las Vacas, Crudda, QuimyaYog, pizzas saludables congeladas sin TACC y con opciones también veganas, productos de Crudencio (masitas, crackers y pan hechos de semillas y brotes obviamente crudos), Mate & Co, Dr. Cacao, medallones de varias marcas, leche de coco en lata (ideal para hacer dulce de leche vegano) Celibrand, Weeky, Green Food Makers, Legume, Wakas, Soyana… sumado a especias, frutos secos, masitas y snacks saludables, harinas y demás. ¡La dueña puede asesorar perfectamente también ya que es nutricionista! Por ahora no tienen cosmética natural, es solo de alimentos (y tengo entendido que de a poco van a ir trayendo más marcas). Personalmente, les tengo que recomendar los yogures de QuimyaYog y Crudda… ¡son una delicia!
  • Naturalmente dietética (Santamarina 59): No tienen un asesoramiento especial ya que es una dietética grande con varias empleadas, pero tienen bastantes opciones  alimenticias sin gluten, orgánicas y veganas, y hacen envío a domicilio.
  • Cepillos de dientes de bambú, marca Meraki: tienen algunos puntos de venta dudosos en su página web, pero sí o sí los van a conseguir en Tejidos Kurma (lo encuentran como @tejidoskurma en Instagram  y en facebook con ese nombre también) y además les ofrecen envío a domicilio sin costo!
  • Huerta orgánica: Elämä y Jardín orgánico Mburucuya (así los encuentran en Facebook). Destaco que Mburucuyá tiene un programa en asociación con Punto Verde Tandil para que llevando tus residuos orgánicos, ellos los transformen y te los devuelvan en unos meses como compost (tierra rica en nutrientes para plantar tus propios vegetales). El programa se llama COMPOSTodos.
  • Cursos de cocina consciente: Naranja Luna (así lo encuentran en redes, la chef que lo dicta se llama Vero y todas las preparaciones que se hacen son 100% vegetales).
  • Cursos relacionados con ayurveda, de cosmética natural, hierbas medicinales, masajes, cocina, meditación y varios (van variando la oferta durante el año): Ayurveda Tandil (buscarlo así en redes sociales), de la Dra. Guadalupe Palacio. Hice el de hierbas medicinales y me gustó muchísimo, y además Guadalupe es muy amorosa y tiene muchos conocimientos prácticos.
  • ¿Querés otra opción para el manejo de tus residuos aparte del compost? A Punto Limpio Tandil podés llevar botellas de plástico, papel, cartón, vidrio, latas, tetra brik, telgopor de embalaje, film, aceite vegetal usado, pilas, aparatos eléctricos y electrónicos y voluminosos domiciliarios (mesa, puerta, cocinas, etc)

OLAVARRÍA

  • Dietética A su salud: pueden encontrar variedad de opciones alimenticias, incluyendo para celíacos, tés Heredia (blends) que son muy ricos, chocolates Dr. Cacao y alfajores Un rincón vegano, y en cosmética están las líneas completas de Botik y Ecological Time.
  • Dietética Nanak: además de productos de dietética (mucho apto para celíacos y diabéticos), destaco su gran variedad en herboristería (tienen de toda clase de hierbas medicinales, y lo que no tienen lo consiguen en un par de días, la dueña es una genia y super cumplidora con eso). De cosmética, tienen algunos productos de Weleda, de Hierbas del oasis y algunos más.
  • Botica de mi tierra: ofrecen exclusivamente cosmética natural y consciente, libre de crueldad, sin TACC y con muchísimas opciones para veganos; sus productos se consiguen en Tandil y Olavarría y hacen envíos al resto del país, pueden encontrar la tienda en Instagram. Hay distintos kits (por ejemplo el descontracturante y el botiquín de invierno), shampoos y acondicionadores, sales de baño, lociones áuricas, desodorantes, ungüentos medicinales, almohadillas términcas, blends de hierbas para té específicos para cada chakra (son espectaculares) y hermosas velas de cera de soja (veganas, estéticamente bellas y sustentables). Y además, la atención es sumamente amorosa, les super recomiendo!
  • Veganesh: es una tienda de comidas saludables y veganas con menúes diarios (viandas) realmente muy variados y ricos, y además ofrecen medallones, pizzas los sábados y comida para llevar todos los días, cosas dulces, yogures veganos hechos por ellos, y otros productos aptos. Un plus: hacen un delivery bastante rápido!
  • Dietética Santa Lucía: tienen productos varios de dietética, opciones para celíacos y mucho para veganos (yogures y embutidos Soyana, dulce de leche y mayonesa de Mi Soja, alfajores Un rincón vegano, medallones), y tienen la marca cosmética Weleda.
  • Bismillah cocina vegana: la encuentran en Facebook e Instagram, y ofrece panes de masa madre, medallones, mayonesas vegetales, budines y otras preparaciones dulces.
  • Verduras / Frutas orgánicas: la verdad no puedo recomendar porque no conozco! Sólo sé que en la verdulería Don Pedro (en la av. Colón) hay un sector al fondo con verduras orgánicas, que son las que compro (generalmente me llevo mucha comida de Tandil directamente a Olavarría cuando viajo). Lo que más les aconsejo es probar de cultivar sus propios vegetales… yo lo voy a empezar a hacer este cuatrimestre cuando vuelva, en mi balcón.

Cursos de cosmética natural a distancia (para cualquier ciudad del interior del país): hay opciones para aprender a hacer tus cosméticos handmade y sin tóxicos sin viajar a Bs. As.; las que más conozco y puedo recomendar son Kalimiel y Alma cosmética natural.

Detergentes y líquido para lavarropas biodegradables: la única marca disponible por ahora en ambas ciudades es Biogreen. Yo le compré en Olavarría a Josefina E. Vivas (tiene Facebook e Instagram).

Aparte de todo lo anterior, no sabía si incluirme (no me quería hacer auto propaganda jaja), pero soy revendedora Ecoderm (la única de la región creo) y tengo un emprendimiento personal en cosmética natural vegana en el que estoy trabajando y que próximamente revelaré (¡atentis!).

Todos los locales que mencioné los pueden encontrar en Facebook y/o Instagram (con sus teléfonos, direcciones y horarios en la mayoría de los casos), y les pueden hacer consultas si tienen algún pedido en particular, elegí negocios que no sólo ofrezcan opciones más conscientes sino que además tengan una buena atención humana. En supermercados generalmente hay pocos productos que encajen en requerimientos tan específicos y nunca van a estar acompañados de asesoramiento (solamente el Walmart de Olavarría tiene un pequeño sector orgánico al lado de los alimentos sin gluten).

Espero que les haya servido esta guía… cualquier duda o sugerencia, como siempre, me pueden dejar un comentario aquí abajo o escribirme a través de redes sociales. ¡Gracias por leerme!

 

Rutina capilar y tips para cuero cabelludo con alergias o hipersensibilizado + Autogestión en cosmética

Buenas a todos… hace unos días pregunté por historias de Instagram si les interesaba un post sobre rutinas y tips que yo he puesto en práctica para mi pelo y especialmente para el cuero cabelludo sensible o con alergias y hubo muchos interesados. Para empezar les cuento un poquito mi historia con este asunto…

Desde chiquita (antes de los 3 años), era bastante alérgica a varias cosas, como mi papá… el chocolate me llenaba de urticaria de pies a cabeza, tenía una especie de caspa alérgica en los ojos, brotes de urticaria de razones desconocidas, rinitis… completita! Aún lucho de vez en cuando con la rinitis (en mí caso se acentúa por ejemplo con la lavandina y otros productos de limpieza así que evito estar en lugares donde la usan), algunos broncoespasmos y suerte ya casi nunca tengo urticaria. Pero lo que sí seguí padeciendo bastante es la picazón e irritación del cuero cabelludo. He probado de todo a lo largo de los años, shampoo de bebé de Johnson, de Biferdil, Loreal, Capilatis, BKD, Olio (línea hipoalergénica neutra)… y de los naturales, la mayoría. De los convencionales, los únicos que soporté fueron los hipoalergénicos de Biferdil y de Capilatis (y que por suerte son cruelty free también). Más adelante en mi vida, además de buscar opciones cruelty free quise encontrar opciones amigables con nuestro cuerpo también, sin tóxicos, muchos de los cuales de hecho seguro estaban relacionados con mi alergia (lo confirmé con análisis que me hizo el alergista, tengo una lista de los ingredientes con los que reaccioné). Como habrán visto en mi blog y en Instagram, fui fan por mucho tiempo de Boti-K, usé la línea capilar entera, me dejaba hermoso el pelo, y también usé en el medio un shampoo de Madreselva… hasta que en enero de este año hice un gran brote no solo de sensibilidad sino de urticaria (alergia propiamente dicha) en el cuero cabelludo, tenía la mitad de la cabeza ardiendo terriblemente. La línea hipoalergénica de Boti-k me hizo lo mismo, es más, mientras me estaba lavando el pelo me hacían picar más y arder, el de Madreselva no ayudó, no estoy segura qué pasó ahí. Sospecho que tuvieron que ver dos conservantes que usan (lo único menos natural de su formulación), pero hasta que no vuelva al alergista no podré saber.

Acá está mi primer tip: si tienen algún ideal sobre cómo debe ser los productos que usen (cruelty free, fórmulas puras y naturales, o lo que consideren importante), hagan una excepción por un mes al menos y usen lo que les ayude realmente. Yo suelo ser muy estricta con esto pero tuve que priorizar mi salud, y usar hasta recuperarme los productos que sabía con seguridad que no me iban a hacer peor (mi caballito de batalla para estos casos es el shampoo dermoprotector hipoalergénico de Capilatis, no es natural en absoluto, sí es cruelty free, pero me funciona en urgencias).

Segundo tip (muy importante): laven su cabello la menor cantidad de veces posibles por semana… como mínimo, día por medio, o cada dos días. Esto reduce la exposición a ingredientes potencialmente irritantes, le da un descanso al cuero cabelludo y lo regula. Yo no aguanto mucho más que eso, pero con lavarme dos días a la semana (o sea, una vez día por medio y otra cada dos), noté una diferencia gigante no solo en la irritación, sino en la grasitud del cuero cabelludo. Aunque parezca loco, esto les va a servir mucho si tienen cabello graso para regular la producción de sebo (les va a costar al principio, no lo niego, pero vale mucho la pena, van a ver como se les normaliza).

Tercer tip: si la irritación o alergia es muy grande, les preocupa mucho, o les ocasiona molestias fuera de lo común, ¡no duden en consultar a su dermatólogo! Les puede ayudar rápido, tal vez recetar un antialérgico adecuado… y luego que pasó el episodio, les recomiendo consultar a un alergista y hacerse un patch test para identificar si hay alguna sustancia en especial a la que reaccionan (es como un screening donde se pega a la piel un parche con muchos “botoncitos” con posibles alérgenos, para explicarlo simple, se lo deja dos días y después, al volver a la consulta, el médico ve cuáles reaccionaron).

Mi rutina:

Primero les cuento los shampoos hipoalergénicos que mejor me han funcionado hasta el momento: el dermoprotector de Capilatis (color azul) y el de Biferdil (envase blanco). Como acondicionador hipoalergénico, uso también el dermoprotector de Capilatis (celeste). No me gustan los ingredientes, lo admito, pero me salvaron, son muy efectivos en lo que prometen y en ese sentido, los recomiendo mucho.

En este brote de alergia de enero, combiné:

  • Un shampoo sólido (de Mimos de Spa) + acondicionador sólido sólo en largos y puntas(de Mimos de Spa) o enjuague de vinagre de manzana (abajo explico cómo hacerlo). UNA VEZ A LA SEMANA (las primeras tres semanas aprox).
  • Shampoo y acondicionador dermoprotector Capilatis. UNA VEZ A LA SEMANA. Terminé usándolo cada vez que me lavaba el cabello porque el sólido no me convenció (me dejaba engrasado el pelo, debe ser por algún desbalance en su formulación).
  • Si quería mojarme el pelo por el calor los días que no lo lavaba, hacía solo enjuague de vinagre de manzana.
  • Si el cabello estaba opaco/seco/sin vida: aceite de coco puro usado como mascarilla. Lo amo, es parte de mi rutina de todo el año. Simplemente usas una buena cucharada (o dos) de aceite (si está sólido frotalo con las manos de a poco, y se hace líquido), y lo repartís en largos y puntas, haciendo hincapié en las zonas más secas si es necesario. Se puede hacer como tratamiento pre-lavado (una hora antes del shampoo) o como tratamiento nocturno. Marcas que uso: God Bless You (neutro) y Tropical Life.

La primera vez que me hice el enjuague de manzana me ardió porque estaba muy irritada, así que lo recomiendo para cuando se haya calmado más el cuero cabelludo. Se prepara así: ¾ vaso con agua, ¼ del vaso con vinagre de manzana (usen el mejor que puedan conseguir). Da brillo, ayuda a desenredar y, lo más importante, regula el pH del cabello (que naturalmente debería ser ligeramente ácido, entre 4,5 y 5,5). El tema del pH es fundamental para la salud y la integridad del cuero cabelludo, de la piel y de la zona íntima femenina; un desbalance puede provocar todo tipo de problemas, como en el caso de cuero cabelludo, la excesiva producción de sebo.

Esta rutina la hice por dos meses, ahí ya logré normalizar mi pelo. Al volver a las opciones naturales, estoy usando los shampoos de Weleda (el de romero para cabellos normales, y el de melisa para cabellos secos), que si bien tienen sulfatos, el resto de su composición es buena y ni en mí (ni en mi papá, que tiene el mismo problema que yo) jamás generaron reacciones (ya los había usado muchos meses antes de todo). Como acondicionador, uso el de romero, también de Weleda.

Reflexión final: ¿consideraron la autogestión de sus cosméticos?

En el verano y cada vez más, estuve indagando bastante sobre cómo hacer cosméticos naturales yo misma, ya que se me hace tan difícil encontrar productos que sean inocuos para mí, y cumplan mis principios (cruelty free, veganos, amigables con el ambiente y con formulaciones naturales). Creo que la autogestión es clave para estos casos, y para todos aquellos que quieran saber qué ponen en su cuerpo, o que tengan un ser querido con alergias o hipersensibilidades que necesite algo especial, sin dejar de jugar y explorar su creatividad en el proceso de aprendizaje. Además, personalmente me parece maravilloso y muy entretenido, a la vez que útil, aprender las propiedades de las plantas para nuestra salud y nuestra piel, aprender a cuidarnos, no caer en los engaños marketineros de las marcas a las que solo les interesa lucrar, en fin… mimarnos de una forma diferente a la que estamos acostumbrados, con conciencia, focalizándonos en nuestro bienestar y en la armonía con lo que nos rodea (la naturaleza, de la cual además somos parte). ¡Los invito a considerar esta opción! Hay muchos cursos presenciales y online disponibles, de variados temarios y precios. Hoy les recomiendo dos en especial: los de Alma Natural Argentina, que son los workshops que da Anabella (que antes tenía la queridísima marca Alma Cosmética Natural), una mujer llena de luz, con mucha vocación para enseñar a través de sus posts en redes sociales y especialmente de sus cursos… ella tiene muchos conocimientos sobre plantas medicinales/fitoterapia, ayurveda, aromaterapia, formulaciones puras, ecología y sustentabilidad… todo lo necesario para aprender a hacer los productos que quieran o necesiten. Incluso anunció que próximamente viene un workshop de maquillaje natural (único y super especial ya que en nuestro país, encontrar maquillaje natural es misión imposible)!!! ¿Quién se anota? Los cursos de Anabella pueden ser presenciales u online, y la encuentran en Facebook e Instagram como Alma Natural Argentina. En segundo lugar, les recomiendo el curso de Kalimiel (está con ese nombre en redes sociales también), dictado por Nuria, naturópata, que viene en modalidad online y tiene un temario bastante amplio, así como un precio accesible, y también usa formulaciones estrictamente naturales, con consciencia ecológica y ofrecen materias primas de calidad en su tienda (y lista de proveedores confiables para los que hacen el curso); también se puede hacer presencial, a un precio distinto. Yo hice el curso online de Kalimiel, me sirvió muchísimo, sobre todo porque no podía viajar ni tenía posibilidades de hacer una gran inversión (soy estudiante que hace su carrera lejos de su hogar con lo cual hay muchos gastos y prioridades que cambian, algunos me entenderán), y espero poder hacer el de Anabella cuando esté online, sobre todo el de maquillaje ya que es un tema único y que me fascina, que ofrece amplia creatividad, y tengo absoluta confianza en la profe! Como tercera opción, de la cual hablo un poco a ciegas porque no conozco a la profesora más que por redes sociales pero parece que está muy bien capacitada, pueden chusmear los cursos y los posts de Mi vida botánica (la encuentran con ese nombre en redes sociales); en el futuro también me gustaría realizar alguno de sus talleres. Aparte, hay muchísimos cursos locales que tal vez haya cerca de sus ciudades, de centros ayurvédicos (voy a asistir a uno próximamente en Tandil), artesanos, fitoterapeutas… es cuestión de buscar e investigar, ir introduciéndose de a poco en este mundo y aprendiendo, paso a paso, disfrutando el proceso. Hasta pueden empezar buscando en youtube, leyendo, investigando propiedades de las plantas, ¡lo que más les interese! Yo hago mucho eso también, así he empezado a hacer por ejemplo mis primeros extractos en aceite. Tal vez lo que comenzó como una lucha con tu salud, tus alergias, etc., puede dar lugar a una actividad creativa que te apasione o hasta generar un emprendimiento.

Espero que les sirva y guste este post… leo sus comentarios, inquietudes, opiniones o lo que deseen compartir, acá o en mi Instagram!

Copas menstruales: una elección amigable con el ambiente y con nuestro cuerpo

Chicas: entre toda la info que empecé a compartir por Instagram sobre sustentabilidad, el tema de la copa me pareció digno de un post por acá bien detallado. No solo es una opción ecológica, sino que tiene que ver con nuestra salud, comodidad y percepción de nuestro cuerpo y sus funciones.

Primero… ¿qué es la famosa copa? Es un recipiente con forma de copa, de silicona generalmente, suficientemente blando y suave, que se introduce adentro de nuestro cuerpo durante la menstruación y recolecta el flujo menstrual por hasta 12 horas (con lo cual supera a las toallitas e incluso a los tampones con mayor poder absorbente). Bien utilizada, la copa no se siente ni se filtra, es totalmente cómoda y nos permite estar más libres. No genera alergias, ni hay riesgo de shock tóxico (si usan tampones esto sí puede pasar, por eso no los recomiendo en absoluto) ni olores desagradables. Aunque tal vez la idea de estar en más contacto con su sangre les parezca asqueroso, en realidad es muchísimo más higiénico usarla.

Desde el punto de vista ecológico, piensen en la cantidad de toallitas que usan por mes, multiplíquenlo por 12 meses, y luego por la cantidad de años en que una mujer es fértil. Miles y miles de toallitas llenas de plástico terminan en los basurales ¡y tardan aproximadamente 500 años en degradarse! Ni que hablar si también consideramos el plástico de los envoltorios y los aplicadores de los tampones. Y en la cantidad de mujeres en el mundo que mes tras mes van dejando sus desechos.

Desde el aspecto de la salud… por un lado, las toallitas causan irritaciones y alergias en muchas personas, el algodón suele estar blanqueado con químicos tóxicos y además tiene residuos de agroquímicos como el glifosato, cuyos efectos nocivos cada vez son más evidentes. Los tampones causan lo mismo y también tienen estos residuos (a menos que sean orgánicos, pero acá en Argentina no se consiguen ni toallitas ni tampones orgánicos lamentablemente), pero además por el contacto directo con la mucosa vaginal contribuyen a alterar la microbiota (flora o bacterias beneficiosas), que nos protege y mantiene nuestra salud íntima, y como si fuera poco producen riesgo de shock tóxico, que puede costar la vida. Por el otro lado, las copas certificadas (que son las que debemos comprar, ojo con las truchas) están hechas de materiales hipoalergénicos como la silicona de grado médico, que no interfieren con nuestra microbiota, no producen irritación ni alergia, no causan shock tóxico, no incrementan el riesgo de infecciones bacterianas ni por hongos, ni están contaminadas por tóxicos de ningún tipo. Simplemente recolectan el flujo y lo aíslan de las paredes vaginales, impidiendo la oxidación de la sangre (porque al sellarse al vacío no entra oxígeno a la copa) y por lo tanto cualquier olor. Otra cosa que quiero destacar es que la copa ayuda a ver nuestro cuerpo y nuestro ciclo como algo más natural y aceptado, no como algo sucio o molesto. También permite medir el volumen del flujo.

Si consideran utilizarla, tienen que saber que es de uso sencillo pero puede que al principio les cueste: no se desanimen y sigan intentando, vale la pena. Puede llevar unos dos o tres meses acostumbrarse y poder usarla bien, o ninguno, dependiendo la persona. Prueben distintos dobleces y tips, ya que no hay una sola forma de ponerla o sacarla: usen lo que les sea más cómodo. Al elegirla, siempre pero siempre compren una copa en regla, certificada; acá les dejo algunas: Meluna, Femmecup, Maggacup (nuestra copita nacional con excelentes reseñas), Mialuna (chilena, con excelentes reseñas, buen precio, vegana y cruelty-free certificada… es la que uso), Lilycup, Naturcup, Divacup, Lunette.

Si buscan en mercadolibre, por más que vean marcas como Icare o Aneer que dicen “certificada” NO lo crean porque son imitaciones chinas de dudosa procedencia. Cuando no sabía mucho compré una Aneer y fue un desperdicio y un riesgo, la verdad. ¡Vayan a lo seguro!

Si no se animan a la copa o aún tienen fugas y quieren otra alternativa hasta agarrarle la mano, hay toallitas de tela reutilizables e impermeables como las de “Recibe tu luna” y otras más económicas que encuentran por mercadolibre. En otros países hay descartables sin plástico y orgánicas (Organyc y Natracare por ejemplo), pero acá aún no llegan.

Les aclaro algunas posibles dudas sobre el uso de la copa en sí:

  • ¿Molesta? No, bien puesta no se siente en absoluto, podrías olvidarte de que está ahí. Si el palito que tiene para sacarla más fácil sobresale y causa alguna molestia, puede cortarse (con cuidado de no dañar la copa). Tampoco se va a perder adentro de ustedes (es anatómicamente imposible).
  • ¿Puedo dormir con la copa? Sí, es ideal para dormir sin preocupaciones… y se puede tener hasta 12 horas.
  • ¿Cómo la cuido? La primera vez que la uses, la esterilizas en agua hirviendo 3-5 min (no más, nunca). Al usarla, cada vez que la vacíes se lava bien con agua potable (no es necesario ningún jabón, de hecho no lo recomiendo en absoluto porque pueden quedar residuos e irritar). Al finalizar el período, se esteriliza nuevamente (3 min en agua hirviendo) y se guarda hasta el próximo período.
  • ¿Cuánto dura? ¿Vale la pena la inversión? Una copa bien cuidada (o sea, no estar esterilizándola más de lo necesario) dura aproximadamente 10 años. Si calculás lo que gastás en toallitas y tampones al mes y al año, te das cuenta que en unos meses solamente recuperás la inversión, así que termina siendo la mejor opción para la economía.
  • ¿Cuál es mi talle? ¿Cualquier copa es para mí? Los talles varían según la marca… la que yo tengo, Mialuna, ofrece desde XS (para chicas que no iniciaron su vida sexual o chicas con poco flujo) hasta L. Varía sobre todo la capacidad. Los principales factores son la edad y los partos (menor de 30 y sin partos vaginales, S; mayor de 30 o con partos vaginales, M). Sin embargo intervienen otros factores, por lo que les recomiendo ver este video: https://youtu.be/oYE2h-HwofY
  • Como colocar y sacar la copa: es mucho más fácil de entender si lo ven en maqueta, recomiendo: https://youtu.be/LmYSbFOA-eo y https://youtu.be/GvrewamL3f8
  • Otras dudas: recomiendo ver https://youtu.be/Uh0rEoAzChQ

¡Espero que les haya resultado útil este post! Cualquier otra pregunta o si quieren contar su experiencia, comenten y las leo…

Reseña de mis dos compras en Naturisimo (2017)

¡Hola a todos otra vez! Gracias por leer los posts de esta semana y charlar conmigo a través de Instagram. El tema de la semana fue la cosmética natural y los productos cruelty-free, y para cerrar, les voy a reseñar los maquillajes que tengo hasta ahora desde que hice mi cambio a la cosmética natural y, por supuesto, cruelty free. El año pasado hice dos compras a través de la tienda Naturisimo para tener lo básico que suelo usar: máscara, labial, base y corrector. Si bien tengo la intención de comprar todo 100% vegano a partir de ahora, notese que estos pedidos son de hace muchos meses, antes de haber decidido eso, así que no todos son veganos (sí son aptos para vegetarianos, o sea que por ejemplo el labial no tiene carmín). Pedí una muestra de un producto que me interesaba y en el segundo pedido recibí un regalo con muestras de algunos productos que también quería probar. Les paso un datazo para los que vayan a usar esta tienda: casi siempre los domingos publican el “gift with purchase” de la semana (regalo con la compra)… yo esperé hasta que hubiera algo que fuera a usar y me sirviera y aproveché. Me suscribí al newsletter para saber rápido lo que hubiera, antes de que se agote. El envío es gratuito a todo el mundo e inmediato o, como tarde, al otro día, otra razón por la que recomiendo la tienda. Pero vayamos directo a la reseña…

20180217_183944IMG_20170628_231424312img_20171227_233622532-e1518907572455.jpg

Como verán, el embalaje es 100% reciclable y no tiene nada de plástico. ¡Incluso tiene un poema sobre eso en la tapa de la caja! Me pareció muy creativo y me encantó el compromiso ecológico. Los ingredientes los encontrarán en las fotos, ¡son impecables!

BB cream en tono Cream de Inika

Esta BB cream es orgánica certificada, tiene una fórmula 3 en 1 según la marca (primer sedoso, crema humectante e hidratante y base ligera) y viene en varios colores. Yo elegí la segunda más clarita y creo que debería haber elegido la más clarita pero por suerte se funde muy bien con la piel y no se nota la leve diferencia de color, a menos que me ponga muchísima cantidad. Es ideal para pieles normales y secas ya que tiene varios aceites nutritivos en su composición, aunque mi piel es tan seca en algunas partes del rostro que tengo que prepararla antes con aceite de jojoba. Es muy fluida. Los ingredientes son perfectos y es apta para veganos. El precio es de 30 libras esterlinas (en ese momento estaba un poco más barato), lo cual equivale hoy a $835 (cuando la conseguí me salió unos 700). No es la más cara pero definitivamente esta opción es de las de mejor gama.

 Dice tener una cobertura de ligera a media, yo diría que es tirando a media en mi caso, estoy muy conforme con eso, y se puede lograr un lindo acabado natural sin ser brilloso (pero no es mate). Puedo usarla como base sin ningún problema (si queda algo evidente, con corrector es arreglable). Les muestro como queda en el antebrazo (considerando que arranco desde el labial, muestro esta bb cream en los dos últimos swatches, en el último está difiminada) y en el rostro:

Inika

Eye primer de Lily Lolo (corrector)

Este eye primer es ideal para los minimalistas si tienen piel clara, ya que tiene dos colores y dos usos: como primer en sí, y como corrector. Viene en color natural, muy claro, y la otra mitad es amarilla, ideal para corregir ojeras o tonalidades azuladas en la piel. El precio no puede ser mejor, es de 9,50 libras ($264). Esta marca es de las más económicas y no por eso deja de tener calidad, por lo que la recomiendo mucho si tienen presupuesto ajustado pero quieren conseguir buen maquillaje natural. Los ingredientes son buenos y sencillos. La única crítica negativa que se me ocurre es que tiende a quedarse en las líneas de expresión un poco, me ha pasado en las ojeras; y que como corrector solo sirve para pieles muy claras (el tono es único). Como primer me funcionó muy bien, hizo que no se cayeran tanto los pigmentos de las sombras, que me solía pasar (nada más feo que andar con la cara brillante jaja). Swatches más arriba.

Cocoa butter matte lipstick en tono Blood Orange de 100% Pure

Este producto es la estrella de este post. No saben lo que amo un buen labial rojo, y que no reseque los labios. Y la fórmula de este labial es simplemente perfecta y única: es vegano, todos los ingredientes son naturales y los pigmentos también… ¡son de frutas! Algo único de esta marca es que se especializan en usar pigmentos de las frutas y verduras para crear productos que sean realmente 100% puros. Su creadora desarrolló un método para impedir la oxidación de esos pigmentos, y además corrobora que todos los demás ingredientes que usan, además de ser naturales, estén libres de tóxicos de ningún tipo. Recientemente sacaron una línea de rostro orgánica pero no llegó a Naturísimo.

Volviendo al labial… es una bomba de color. ¡Pigmenta tanto que hay que tener cuidado y ser prolijos! Además, al colocarlo en los labios la sensación es totalmente suave, no seca como uno esperaría de un labial mate (ya que su ingrediente principal es la manteca de cacao). Dura varias horas y cuando empieza a desaparecer, va dejando como un rubor sobre los labios, como de un lip tint, no se desvanece abruptamente. El packaging es hermoso, super delicado, y su presentación es de 4.5 gr. El precio no muy barato, 23 libras esterlinas ($640) pero en mi opinión, lo vale totalmente. Es un labial que le puede hacer frente a un labial convencional de alta gama y ganarle. Les dejo swatches con distinta luz e ingredientes.

20180217_185220

Máscara de pestañas Lash Alert de Lily Lolo

Volvemos a esta marca para hablar de su máscara, una de las favoritas entre los seguidores de la cosmética natural. Su precio es similar a una buena máscara de drugstore, 12,5 libras o $347,80. Trae 7 ml y es color negro (tono: black). No es ni muy líquida ni muy seca, me gusta el cepillo y la verdad deja las pestañas separadas, arqueadas, con más volumen y longitud; a pesar de esto, no puedo decir que genere una mirada de alto impacto porque el look que da es más bien natural, como para todos los días pero muy bonito. No deja grumos ni baja las pestañas al pasar el tiempo. ¡Me ha gustado mucho! Más adelante si tengo algún evento especial y si me da el presupuesto pienso probar la de Inika, que por lo que he visto sí es de mayor impacto y deja las pestañas super largas. Pero si no, esta máscara va a seguir siendo la elegida, estoy más que conforme.

Muestra: corrector Illusionist de Vapour Organic Beauty en tono 010.

El color es ideal para mi piel, se funde con ella, solo un poco muy rosado. Es de cobertura media alta en mi opinión, no seca la piel, no se queda en las líneas de expresión ni marca zonas secas del rostro. Es en formato barra y es cremoso. Me encantó. El precio del producto full size es 24 libras ($667, 80), un poco caro pero los ingredientes son de calidad, orgánicos y beneficiosos para la piel. Lo que me contiene de comprarlo ahora es que no es apto para veganos, sólo para vegetarianos, ya que contiene cera de abejas, así que seguiré buscando un corrector que no marque líneas de expresión.

20180217_190855
Vapour concealer in “010”/ Corrector de Vapour en tono “010”

Set de regalo + 10% de descuento en la próxima compra

Traía todos estos productos (les digo que me parecen los que ya probé):

IMG_20171227_233609531

  • Bolsita de té orgánico (marca Løv organic), de almendras y rooibos (planta de origen sudafricano con muchas propiedades saludables y color rojizo). Riquísimo y miren lo que es la presentación… lo amé.

20180216_172026

  • Mini desodorante de algodón (Cotton Fresh deodorant) de Evolve: orgánico, apto veganos… lo probé y es cremoso aunque un poquito duro, tiene un olor suave y muy rico, brinda protección de 24 hrs y me ayudó con la irritación e hiperpigmentación que tenía en las axilas, que desapareció completamente (tiene bicarbonato pero yo no lo sentí). Muy recomendable, 10/10. ¡Y La miniatura me duró 3 semanas! Y no es caro, sobre todo considerando lo que duraría el producto completo. Precio full size (tamaño normal): 10 libras.
  • Mini crema de manos de Aurelia probiotic skincare (aromatic repair and brighten hand cream) (7 gr): tiene un aroma suave a romero, no es lo más rico pero es delicado. Es bien nutritiva y densa, ideal para manos muy castigadas. Muy buenos ingredientes, pero apta solo vegetarianos (tiene cera). No la compraría porque no es vegana y principalmente porque es excesivamente cara, y hay mejores opciones en Argentina. Precio full size: 30 libras.
  • Mini Radiance serum complexión correcting, línea Vinoperfect de Caudalie (10 ml): no es cruelty free así que no lo compraría. Precio full size: 45 libras.
  • Sachet grande (11,8 ml) de la Máscara de acondicionamiento profundo “Don´t despair, repair!” de Briogeo. Aun la tengo que probar, la estoy guardando para alguna ocasión ya que escasean las mascarillas naturales en el país. Es vegana. Precio full size (240 ml): 30 libras.
  • Sachet (1 ml) de Crema rejuvenecedora de noche de Jurlique (Nutri-Define): aún no la probé. No es cruelty free y es cara, no la compraría nunca. Precio full size: 82 libras
  • Sachet de gel antioxidante facial de The organic farmacy. Vegetariano, 90% orgánico. Lo usó mi mamá junto con la crema que sigue. Precio full size: 59 libras.
  • Sachet de crema de día antioxidante de The organic farmacy. Vegetariano, 95% orgánico. Precio full size: 48 libras.

El valor real era muy bueno y traía varios productos que me interesaban mucho. Recomiendo que esperen oportunidades así para poder probar lo que más les llame, siempre hay lindas opciones.

También hay regalos por comprar por ejemplo dos productos o determinado monto de algunas marcas, vayan mirando.

Espero que les haya gustado la reseña! Leo sus comentarios…

 

Cosmética “verde” vs. Cosmética convencional

¡Hola! ¿Cómo están? Hoy decidí escribir sobre otro tema respecto al cual hay muchos mitos y poca información, en especial acá en Argentina, donde casi no se consigue maquillaje natural en absoluto. Para los que no son argentinos o no saben, acá sólo hay un par de opciones para los que elegimos una cosmética no tóxica (o sea, no convencional): esmaltes 7free, por ejemplo de la marca nacional Ecoderm (no suelo usar esmaltes pero los probé y me gustaron mucho), y labiales de Ecological time; también está la marca extranjera Burt’s bees. Considerando esto, se ve que faltan varios productos muy usados, como las máscaras de pestañas, los delineadores, los rubores o las bases (en esta nota me voy a referir mucho al maquillaje). Como he contado por Instagram, soy bastante básica con el make up así que me pude dar el gusto de comprar algunas cosas por internet: una BB cream de Inika, una máscara de pestañas y un eye primer bicolor que también sirve como corrector de Lily Lolo, y un labial rojo (mi color favorito) de 100% Pure. Esto lo consigo en una tienda que ya he nombrado, Naturisimo. Ofrecen envíos internacionales gratuitos y suelen dar muestras y sets de regalos con las compras (aprovecho si es algo que realmente me interesa también para evitar desechos innecesarios).

Cuando empecé a indagar en la cosmética natural, me llamó la atención la variedad de propuestas que hay en el mundo: con ingredientes orgánicos, packaging reutilizable o 100% reciclable, envases recargables (incluso para las máscaras de pestañas y los labiales), envases de bambú que se pueden poner en el compost, pigmentos minerales, probióticos en las cremas, pigmentos de las frutas y las verduras… y así podría seguir. Pero me pregunté… ¿Cómo será la calidad de todo esto? ¿Los pigmentos serán igual de efectivos? ¿Y los precios? Me imagino que ustedes tendrán dudas similares, así que acá les cuento lo que fui descubriendo.

Calidad y performance

Tal vez muchos de ustedes sean maquilladores, o tengan un talento especial con los pinceles, y necesiten usar cosméticos de alta gama por ejemplo. La buena noticia… ¡esto existe en la cosmética natural también! De hecho, creo que nunca probé un labial que pigmente tanto como el de 100% Pure. Este tipo de maquillaje es incluso a prueba de alfombras rojas… los invito a mirar la cuenta de Emma Watson en Instagram “The press tour” por ejemplo; ella la creó para mostrar cómo podía hacer todo su tour promocionando películas usando solo maquillaje natural, orgánico y sustentable y ropa hecha con materiales reciclados y de comercio justo, entre otras características que se detallan en cada foto. O miren en Instagram también la marca Rituel de Fille (sirve mucho para maquillaje artístico). Una aclaración… cada marca, como en la cosmética convencional, tiene su estilo, sus ingredientes estrella y sus calidades. Hay que elegir dependiendo el tipo de piel y la necesidad.

rituel de fille

En cuanto a los productos de cuidado de la piel, creo que su calidad no solo puede ser igual sino muy superior a la de los convencionales por la nobleza de sus ingredientes y porque en general contienen aceites, aloe y otros ingredientes beneficiosos que realmente nutren la piel. Obviamente, hay que elegirlos de acuerdo a nuestro tipo de piel y necesidades.

Precios

Sobre este tema, puedo decir lo mismo: hay de todo, desde algunas marcas con precios similares a convencionales de drugstore, hasta algunas carísimas. Dentro de mis compras, elegí una de las marcas económicas (Lily Lolo, que me resultó buena) y las otras dos son intermedias (son caras pero no carísimas). Cuando haga la reseña de lo que compré incluiré precios para que tengan una idea. En productos de cuidado de piel, también hay un rango importante de precios (priorizo marcas que se consigan en el país para economizar y apoyar los emprendimientos).

¿Si un producto es natural, será por ende hipoalergénico?

Este tema salió en una charla muy interesante que tuvimos con Ana, creadora de Alma cosmética natural, y me pareció muy interesante compartirlo con ustedes. El tema con las alergias es que pueden detonarse ante cualquier partícula… depende la persona. Se puede ser alérgico a cada compuesto o sustancia, sea natural o sintética. Que un producto sea hipoalergénico significa que tiene menos probabilidades de causar alergia en la mayoría de las personas, pero aun así puede causar (ya me pasó). Y hay productos que no dicen ser hipoalergénicos pero no causan alergias en mí. Algo que sí debe mencionarse es que hay más chances de tener alergia a un ingrediente sintético, pero no es una regla. Les recomiendo hacerse la prueba de parche con un alergista para determinar mejor a qué ingredientes son alérgicos, y aprender a leer las listas de ingredientes completas (INCI) y siempre exigirlas cuando compran por internet. Otro dato: si buscan los ingredientes en la base de datos EWG (como les mostré en un post anterior), además de medir la toxicidad hay una de las barras que mide el potencial alergénico (la que dice allergies & immunotoxicity)… indica si el ingrediente ha demostrado ser una causa importante de alergias.

Accesibilidad: ¿dónde consigo este tipo de productos?

En Argentina es por suerte cada vez más fácil conseguir productos para cuidar nuestra piel que sean naturales… podemos comprar a través de tiendas online y físicas. Pero con el maquillaje, como les dije, es mucho más complicado, por eso les recomendé comprar en Naturisimo, porque es de las únicas tiendas que encontré con envíos gratis (ya se salvan de un gasto extra grande) y que además tiene tanta variedad de marcas. Aclaro que no sólo tienen muchísimo maquillaje, sino también productos para cuidado del rostro y cuerpo (de variadas marcas y precios), ropa, accesorios, joyería (comercio justo), suplementos alimenticios para diversos problemas de salud o etapas de la vida, vitaminas, hierbas, tés orgánicos, productos para bebés y mamás, productos para ellos, etc. Destaco que no usan plástico en los embalajes (es 100% biodegradable).

Conozco otra tienda australiana que envía internacionalmente pero no gratis… lo bueno es que tiene muchísimos productos para un hogar sustentable (la tienda en sí es una empresa B) además de que los cosméticos y todo lo que ofrecen es vegano y cruelty free.

¿Cuál es la diferencia entre natural y orgánico? ¿Cómo sé que no me están engañando?

Un producto natural implica que sus ingredientes (o al menos el 90%) sea de origen no sintético, es decir que se encuentre en la naturaleza, y no contenga determinados ingredientes (conservantes/colorantes, etc) que se hayan demostrado como tóxicos. Un producto orgánico, por otro lado, es aquel que tiene al menos un 95% de ingredientes de origen orgánico: es decir, cultivados o producidos sin utilización de pesticidas, herbicidas, fertilizantes no orgánicos o cualquier otro agrotóxico. Hay organizaciones que se encargan de regular que esto se cumpla y cuáles son los ingredientes extra permitidos y no permitidos, aunque en Argentina aún no hay avances en este sentido en cosmética (solo se certifican alimentos). En productos extranjeros, busquen certificaciones como NaTrue, Ecocert, USDA organic, the Soil Association, Cosmebio, BDIH y COSMOS. Las certificaciones son justamente lo que les asegura que no los estén engañando con respecto al origen de producto (no todo lo que dice en el paquete “natural” u “orgánico” lo es… eso es la esencia del greenwashing, de lo cual ya hablé en el post anterior que ya nombré y enlacé). Y si no tiene certificaciones, lean bien los ingredientes (esa es la mejor forma que existe para que no nos engañen).

¿Todo producto natural es también vegano?

No, si quieren comprar productos veganos tendrán que observar la descripción e ingredientes de cada uno. Hay algunas marcas que son enteramente veganas (Pacifica, Inika y otras). Las marcas naturales tampoco son todas cruelty-free, aunque sí la mayoría por suerte. Una excepción notable de una marca natural que no es cruelty-free: Caudalie.

Y lo más importante… ¿cuál es el beneficio de cambiar mis cosméticos a otros naturales?

Lo he dicho muchas veces pero lo voy a repetir siempre porque es fundamental: nuestra piel no es una barrera impenetrable, interacciona con el resto de nuestro organismo y el medio, todo lo que absorba irá por sangre y causará diversos efectos en los órganos y sistemas. Desde hace varias décadas, varias enfermedades no infecciosas han empezado a predominar (cánceres de varios tipos, desarreglos hormonales como el hipotiroidismo, síndrome de ovario poliquístico, y un montón más) y una buena parte de su causa tiene que ver con nuestra exposición a toxinas, disruptores endócrinos y metales pesados (se encuentran principalmente en los pigmentos sintéticos). Creo que modificando esto, nos sacamos un importante riesgo de encima. Ojo: sin un cambio de estilo de vida no será suficiente, no hay que olvidarse que es esencial una alimentación saludable (cuidado también allí con las toxinas… en lo posible elegir orgánico) y la realización de ejercicio físico. Sin eso no hay prevención.

Creo que, si bien no hay que enloquecerse u obsesionarse porque eso terminaría siendo nocivo, podemos ir buscando alternativas más saludables a lo que consumimos dentro de lo que haya en el país. Siempre que tengas opciones a tu alcance, ¡elegí lo que sea mejor para tu cuerpo y anímate a probar sin prejuicios! Pensá que los cosméticos están en contacto con tu piel todos los días (es una exposición continua a los ingredientes que contengan, que día a día se van acumulando o van causando más alteraciones). Yo pude hacer el cambio (viviendo en un país con casi nada de opciones de este tipo y con presupuesto básico) y estoy muy feliz con mi decisión.

Cualquier duda que tengan, si quieren cambiar sus cosméticos y no saben ni por dónde empezar o si quieren más información de algo de esto, me escriben por acá o por Instagram (naturalmindfulbeauty). ¡Estaré más que dispuesta a ayudarlos en todo el proceso! Una pequeña pero importante recomendación: ¡cambien primero lo que más usen!

Leo sus comentarios y los esperaré en mi próximo post (va a ser publicado el viernes), donde reseñaré el maquillaje natural que he conseguido hasta ahora (swatches incluidos para que vean la calidad y los colores)… Y ya la semana próxima los espero con un nuevo tema: ¡decisiones sustentables!

Testeo en animales, productos cruelty-free y alternativas

¡Hola a todos! Aprovecho este día frío para sentarme a escribir de un tema que me toca mucho y del cual hace rato quería hablar, ya que siempre fui muy sensible al tema del sufrimiento animal. Desde que comencé mi Instagram/blog se habrán dado cuenta que de cada producto que recomendé, indiqué que era cruelty free entre sus características. Pero, ¿qué significa que un producto sea cruelty-free y cuál es la importancia de apoyar las marcas que deciden tener esta política de testeo?

Empecemos por el testeo tradicional en animales. No sé cuántos de ustedes sabrán que por seguridad se requiere que todos los cosméticos, productos de aseo e incluso productos para limpieza del hogar pasen por estos métodos de experimentación para “asegurar” que sean lo más inocuos para los seres humanos. Entre los científicos hay poca información de los nuevos métodos y muchos quieren abaratar el presupuesto a costa de otros seres vivos. Lo que debe quedar claro (y espero que con el tiempo cada vez más científicos y laboratorios entiendan) es que hay varios métodos alternativos, más eficaces y certeros, extrapolables a las personas ¡y con nada de crueldad involucrada! Como la experimentación in vitro o a partir de cultivos de tejidos celulares e incluso modelos por computadora, así como el testeo en voluntarios humanos. Ya se están llevando a cabo estos procedimientos y son mucho mejores incluso que el testeo en animales, no sólo en ética sino en resultados concretos (sea con fines científicos/de investigación, farmacéuticos, para cosméticos y maquillajes, etc), ya que muchas veces lo que ha parecido inocuo en los testeos animales, terminó siendo muy nocivo para los humanos. Además, si vamos a referirnos a los cosméticos, ya hay una gran base de miles de ingredientes seguros de entre los que se puede elegir para crear productos (sin tener que experimentar en ellos).

Ahora les voy a comentar cuáles son algunos de los procedimientos que se realizan usualmente:

  • Test de toxicidad aguda: se expone a los animales por 3 meses al químico en cuestión (obligando a inhalarlo, inyectándolo, etc) para evaluar su efecto tóxico en los distintos sistemas y órganos
  • Test Draize: también se usa para medir la toxicidad de una sustancia, aplicándola a los ojos del animal (usualmente conejos) de 7 a 14 días para ver su efecto. Es extremadamente dolorosa, genera muchas veces úlceras y cegueras, y los animales son luego sacrificados o lamentablemente “reutilizados” hasta que mueran.
  • Test de irritación dérmica/ocular: se afeita la piel del conejo o se coloca en sus ojos una sustancia para ver si produce irritación o alergias. Es bastante subjetiva y también causa mucho sufrimiento, ya que los conejos tienen piel y ojos muy sensibles.
  • Sensibilización de la piel: miden el potencial carácter alérgeno de una sustancia; produce úlceras, descamaciones, inflamación.
  • Dosis Letal 50: se obliga a los animales a ingerir o inhalar la sustancia para medir su toxicidad, en grupos de 200 sujetos (animales). El estudio termina una vez que muere el 50% de la población. Se usa para saber en qué dosis un compuesto o sustancia es nociva para los humanos.

Esas son algunas pocas pruebas. Si quedan dudas, sigan investigando (hay mucha información), y les dejo este video que muestra el día a día de un animal de laboratorio: https://www.youtube.com/watch?v=G6cVcGmFm28

Entonces… ¿qué requisitos debe cumplir una marca para ser considerado cruelty-free?

El testeo se puede realizar en un producto final y en los ingredientes; para que un producto sea cruelty free, no debe ser testeado en ninguna de sus etapas de elaboración. Esto es muy importante, ya que hay empresas que dicen no testear en animales pero los ingredientes de los que se proveen sí lo están. Otra cuestión muy importante a tener en cuenta para no ser engañados: hay grandes compañías como MAC cosmetics que dicen no testear, lo cual no es verdad porque venden en China. Cualquier empresa que venda en China deja automáticamente de ser cruelty free porque allí se requiere por ley testear todos los cosméticos que entren al país, (por ejemplo, MAC paga por esas pruebas innecesarias). Por último, y también para evitar engaños, debemos prestar atención a las certificaciones: algunas de las más confiables son otorgadas por los programas de Leaping Bunny (Cruelty Free International), PETA, Choose Cruelty Free o Te protejo. En Argentina, hay una situación un tanto compleja con las marcas nacionales, ya que más del 90% no tienen certificación alguna (no hay organismos certificadores en el país)… personalmente, elijo las marcas naturales nacionales que he recomendado en confianza con sus declaraciones de no testeo (tengan en cuenta que algunas son incluso hechas a mano) y porque no venden en China, pero esto sólo lo aplico a marcas argentinas que conozco más de cerca, JAMÁS compraría un producto extranjero o desconocido no certificado. Aunque la elección, por supuesto es de ustedes… esta es una simple opinión y decisión personal. Yo les dejo la información para que tomen la decisión que mejor crean.

Acá hay algunos logos que nos ayudan a identificar productos cruelty-free (aunque mejor siempre consultar directamente en las bases de datos de PETA, Leaping Bunny, Te protejo o Choose Cruelty Free):

cruelty-free-bunny-logo-symbol

Cruelty-Free

Otra aclaración que a veces genera confusión: que un producto sea vegano no significa que sea cruelty free, y viceversa. Vegano es que no tenga ningún ingrediente de origen animal, puede ser o no testeado en animales. A su vez, hay productos no testeados en animales que tienen en su composición ingredientes animales (glicerina no vegetal o grasas animales, lanolina, miel, cera de abejas, carmín, lactosa, colágeno y elastina de origen animal y un largo etcétera). Acá hay algunos logos que indican que un producto es además vegano.

cfv_logos2.png

Para más información, les recomiendo leer los sitios web de Leaping Bunny (inglés), Peta (español e inglés) y especialmente de Te protejo, que es una ONG chilena en la que hacen una labor hermosa y muy completa.

Desmintiendo algunos mitos

Comprar cruelty-free es caro: como en la cosmética tradicional, hay desde infinitas marcas muy económicas hasta las de alta gama. El hecho de que una marca sea cruelty-free (o no) no condiciona los precios.

Comprar cruelty-free es inaccesible: en general, esto no es así, ya que en el mundo cada vez surgen más emprendimientos de esta naturaleza. En Argentina se complica un poco encontrar maquillaje en ciudades del interior pero hay muchos vendedores en tiendas online o MercadoLibre que traen muchas marcas.

Comprar cruelty-free no es seguro para la salud: en mi opinión, la única forma de estar seguros de que un producto es inocuo es aprender a leer ingredientes (hay un post anterior sobre eso). Y, como dije, las pruebas alternativas son mucho más seguras y eficaces para comprobar que una sustancia no es nociva para los humanos. Por si quedaran dudas, se puede elegir para formular productos entre los 15.000 ingredientes ya declarados seguros que existen.

Los productos cruelty-free no tienen la misma performance o efectividad que los convencionales: el estatus de testeo o no testeo no tiene nada que ver con la calidad del producto en sí o sus resultados (por algo hay maquillaje profesional o de alta gama en la lista que les dejo a continuación).

Marcas cruelty-free que se consiguen en Argentina (no exclusivamente naturales u orgánicas ni veganas)

Maquillaje:

Más económicas: ELF, Jordana, NXY, Catrice, BH cosmetics, Milani, Ecotools, L.A. Girl, Physicians Formula, Real Techniques, Wet’n’Wild, Burt’s bees. Son certificadas y se consiguen en MercadoLibre y otras tiendas online, y Burt’s bees y algunos accesorios (brochas) en Falabella. De marcas nacionales: esmaltes de Ecoderm y labiales de Ecological time (además son veganos); no certificados.

De más alta gama: Tarte, Anastasia Beverly Hills, Too faced, Urban Decay, Kryolan, Kat von D, Stila (certificados).

Cosmética, cuidado de la piel y en general:

Nacionales (no certificadas): Boti-K, Alma cosmética natural, Ecoderm, Ecological time, Alma de Uva, Mies, Empathy cosmética vegana, La Botica Eco, Tierra Sabia, Suskin, Veganis. Estas son algunas, hay muchas más! Consulten o aporten en los comentarios.

Nacionales (certificadas): Tortulan, Rayito de sol.

Internacionales: Weleda, Burt’s bees, The body Shop

Marcas cruelty-free que se consiguen internacionalmente

Les recomiendo esta lista, mirando exclusivamente las marcas que tengan el logo al lado (es decir, las que tienen certificación): https://www.crueltyfreekitty.com/list-of-cruelty-free-brands/

Si quieren invertir en maquillaje cruelty-free natural/orgánico, les cuento que uso una tienda de Inglaterra que se llama Naturisimo (www.naturisimo.com) que hacen envíos gratuitos a todo el mundo y muy rápidos. Recomiendo: para opciones económicas, Lily Lolo anda bien y Pacífica es 100% vegana. Opciones de mayores precios: Inika (orgánica y 100% vegana), Vapour (orgánica), 100% pure (natural, casi toda vegana y con estándares de pureza muy buenos). Si son veganos, de las marcas que no son 100% aptas deberán leer los ingredientes de cada producto (o leer en la descripción o “más información”). Casi todas las marcas de la tienda son cruelty-free pero ojo, hay excepciones, como Caudelie o Eos que no lo son. Otra tienda que aún no probé pero tiene todos productos cruelty-free, sustentables y veganos (exclusicamente), es la australiana http://www.floraandfauna.com.au/ 

Perdón si el post quedó muy largo, pero era necesario para que no falte nada y puedan tomar decisiones informadas, sin dejarse engañar. Me gustaría mucho saber qué piensan del tema, si ya usan productos cruelty-free o si tienen algún aporte o duda (del concepto, de las marcas o de lo que sea). ¡Así que los leo! Por acá o Instagram. Un beso grande…

Reseña de la Barra de masajes sólida de Alma Cosmética Natural: una caricia delicada para la piel, con aires románticos y conciencia ecológica

Buenas a todos de nuevo!! Mi segunda reseña del año es en realidad de un producto que compré hace bastantes meses pero aún no había tenido tiempo de reseñar, y es la barra de masajes (crema sólida) de Alma Cosmética Natural. Es de nutrición profunda, y su aroma es de incienso y bergamota, ideal para relajar y crear un ambiente alegre (por las propiedades de aromaterapia de sus aceites).

Como siempre compruebo, los productos de Alma tienen algo especial, creo que debe ser el amor con el que están hechos! Esta barra de masajes es un deleite de usar, nutre la piel, la suaviza, es ideal para todos los que sufrimos piel seca y tiene olor muy rico pero suave, no invasivo. Una particularidad que diferencia a esta barra de otras cremas sólidas es que tiene porotos rojos en una de sus superficies: su función es efectivamente masajearnos mientras nos vamos pasando la barra (no es para nada agresivo ni duele). Para estos días de calor, y justamente si tienen los músculos doloridos e inflamados, les recomiendo poner la barra en la heladera unas horas para un alivio extra. Al presionar la barra en la piel, con el mismo calor del cuerpo de van derritiendo los ingredientes nutritivos que tiene y nos vamos hidratando. La verdad es un producto que me gustó muchísimo y regalaría a otros también, ya que es todo un mimo digno de un spa! Además, tiene forma de corazón así que la presentación es hermosa, ideal para regalar a una pareja por ejemplo (¡o a quien quieran en realidad!).

Algo que también destaco de esta barra: al ser un tipo de crema sólida, no tiene mucho packaging (solo la bolsita en la que viene) así que es una alternativa muy sustentable. Yo estoy intentando reducir todo lo posible mis residuos, mediante varias decisiones como elegir productos sin envase (o con el packaging más simple y ecológico posible) o hacerlos yo… esta barra entra en la primera categoría y estoy feliz de que encontremos estas opciones en nuestro país; cada vez hay más consciencia ecológica.

Por último, los ingredientes son 100% naturales: manteca de cacao, manteca de karité, aceite de coco, cera de abejas, los porotos y los aceites esenciales. Solo que no es apta para veganos por la cera de abejas (la compré antes de proponerme hacer una mayor transición al veganismo). Sí es cruelty free, como todo lo de la marca, lo cual para mi siempre fue fundamental y excluyente a la hora de comprar un producto.

IMG_20171004_102144688

La pueden adquirir acá: https://www.almacosmeticanatural.com/product-page/copia-de-crema-en-barra-masajes-y-nutrici%C3%B3n-profunda

Ojalá se animen a probarla… ¡después me cuentan! Y también espero que cada vez más personas se animen a elegir opciones así, con menos packaging. Leo sus opiniones (acá y en mi Instagram). ¡Hasta el próximo post!

 

Reseña del Néctar para contorno de ojos de La Rosa Botánicos

¡Hola a todos! Hoy les quiero presentar una marca nueva, que nunca reseñé antes y este es el primer producto que pruebo. Se llama La Rosa Botánicos, sus ingredientes son 100% vegetales y puros… pero de verdad, totalmente puros. Son extractos de plantas, aceites y como conservante usan plata coloidal (preparado que conocí y empecé a usar cuando iba a un homeópata), lo cual me parece innovador, más original imposible, y espectacular para reemplazar todos los químicos sintéticos y muchas veces nocivos que se utilizan como conservantes en cosmética (incluso en cosmética natural). ¡Cuando me dijeron que usaban plata coloidal me compraron por completo! Es una marca que yo definiría como única y pura… y mágica, por el concepto que usa su creadora para lograr la sinergia de los ingredientes y sus propiedades. Para leer sobre eso, lean lo que dice la página web al respecto:  https://www.larosabotanicos.com/filosofia/

20180116_145003.jpg

Les cuento que cuando recibí el Néctar (gel para contorno de ojos), al no estar el INCI explícito en la tienda online, fui derecho a leerlo en el packaging porque ya me había pasado de comprar un contorno de ojos de una marca argentina natural y vegana que, a pesar de que era muy efectivo con mis ojeras, me desilusionó mucho con sus ingredientes. Cuando leí el papel que viene adjunto con el contorno de La Rosa, suspiré aliviada de haber encontrado una lista de ingredientes perfecta. Ni un solo químico sintético, ni un ingrediente de origen animal, nada malo. Perfecta. Se las muestro:

INCI: aguas esenciales de vapor destilado de hinojo dulce, manzanilla y lemongrass; extracto de té verde en aceite de jojoba; glicerina vegetal; goma xántica; plata coloidal.

20180116_144853.jpg

Así que lo empecé a probar super entusiasmada, por las noches. Tiene una textura de gel, bastante transparente, con olor muy suavecito y peculiar que me gustó mucho. Lo coloco desde la zona cercana al lagrimal hacia afuera, abarcando una buena superficie, hasta los costados de los ojos. Rinde muchísimo ya que solo se necesita una pequeña cantidad. Hidrata muy bien y deja la zona muy iluminada, eso me encantó desde el primer día. Lo único que lamenté al principio fue que no vi efectos inmediatos en cuanto a las ojeras (que siempre me preocupan), pero esto fue mejorando con el uso diario así que cuando lo prueben si no les saca las ojeras de un día para el otro tengan paciencia… a veces, los mejores resultados son esos que se hacen desear un poco pero que son duraderos. Y con el tema de las ojeras, también noté que el mejor secreto es un buen descanso: si no dormimos lo necesario, no hay crema que ayude (al menos en mi experiencia). Además, para nuestra salud es mucho mejor si simplemente dormimos y así rendimos mejor en el día; a veces es cuestión de organizarse con los tiempos para hacer del descanso una prioridad.

Otro punto a favor fue el envase: al ser de vidrio, lo podemos reciclar y no es tóxico ni inestable como pueden serlo los plásticos; ¡y un tip extra, está bueno meterlo en la heladera un rato para descongestionar bolsas y ayudar a reducir ojeras! Yo lo he hecho, y primero apoyo suavemente el mismo envase sobre los ojos y contorno y luego me aplico el néctar como siempre, es muy refrescante.

Para ir terminando, les comento que el precio es muy accesible en mi opinión (entren a la tienda online y miren los productos y precios), sobre todo considerando que los ingredientes son de tanta calidad. Obviamente es apto para veganos, como todo lo de la marca. Espero estar probando más productos de La Rosa próximamente, ya que amé su concepto y sus ingredientes. Ya les haré más reseñas, tengo en vista varias cositas bellas y mágicas para probar.

Y ustedes, ¿ya se animan a probar la magia? Los leo…

¡Hola a todos! ¿Cómo van esos preparativos navideños?

Como sabrán los que me siguen en Instagram, estuve bastante desaparecida por temas de estudio. Aprobado el último final del año, me siento tranquila a escribir y a pasarles algunas ideas a todos los que aún no tienen todo listo y planeado ya… como yo, que no tengo nada listo jaja.

Primero, los quiero invitar a reflexionar sobre esta fecha que no está solo para comprar a mansalva, sino para pasar momentos lindos con aquellos seres queridos, familia y amigos que están a nuestro lado todo el año y demostrarles cuanto los queremos. A veces, en este mundo que nos ha tocado, parece que las fechas así se tornan solo en compras que tenemos que hacer, más y más consumismo, y dejamos de lado las experiencias en sí, que valen mucho más.

También los quiero invitar a elegir comprar diferente! Porque a todos nos gustan los regalitos y sé que van a darse un gusto, pero por suerte hay muchas opciones de regalos navideños distintas a lo que estamos acostumbrados. Acá les paso un listado de marcas comprometidas con los ingredientes sanos, el bienestar del resto de los seres vivos y con el medioambiente (no somos los únicos que queremos pasar bien las fiestas)  y algunos productos destacados que les van a encantar:

  • La rosa botánicos: la descubrí hace poco a través de Instagram y me enamoró su estilo, sus ingredientes y el packaging. Para los que no la conocen, les cuento que es una marca argentina, 100% natural y vegetal, con ingredientes puros y usados en perfecta sinergia para lograr distintos objetivos, según el producto. Me encantó totalmente que usen plata coloidal para conservar, me pareció innovador y la opción más saludable del mercado. Estuve probando el néctar para el contorno de ojos y me gusta mucho, pero ya les voy a contar en una reseña aparte, exclusivamente para hablar de La Rosa y este producto. Por si fuera poco, sus envases son de vidrio, con lo cual es de las opciones más sustentables que hay. Mis recomendados son el néctar de contorno de ojos, obviamente, y las mascarillas. Creo que a todos nos gusta tener ese ratito en la semana para relajarnos y qué mejor que con una buena mascarilla! Tienen para varios tipos de piel y destaco el kit Aterciopelado, que contiene una mascarilla Terciopelo para todo tipo de pieles + una bruma. Definitivamente voy a estar probando mucho de esta marca en el próximo año. Muy cierto su lema… es “magia efectiva”!

Pueden conseguir sus productos en: https://www.larosabotanicos.com/

Y mis elegidos: https://www.larosabotanicos.com/protocolo-facial/mascaras-faciales/

Aparte de esto, recomiendo las huertas urbanas que vende Alma: un regalo vivo, perfecto para los amantes de la naturaleza y de la alimentación saludable. Son lindas para tener como decoración pero a la vez estás cultivando tu propio alimento! Vean acá: https://www.almacosmeticanatural.com/huertas-urbanas-con-autoriego

  • Marcas de ropa de algodón ecológico: si andabas buscando algo de indumentaria, mis recomendaciones son Charlie (los encuentran en Instagram como Charlie_rtw); de ellos ya tengo mi remera de algodón orgánico y tintas al agua y es de excelente calidad (ya la lavé varias veces así que está comprobado), además de que envían en un paquete hermoso y 100% reciclable, con tarjetita y todo. Otra marca con estos valores es Stay True, que tienen gran variedad de productos para hombre y mujer y parte de las ganancias se donan a comedores y tienen otros fines sociales ; pueden conseguirlos en: https://www.staytrueorganic.shop/ 

 

  • Boti-K: ya he hecho varias reseñas de esta hermosa marca, creada con tanto amor por sus emprendedores. Tienen de todo para elegir, desde aceites, ungüentos, leches balsámicas y mucho más… pero mis destacados para esta ocasión son las brumas bioactivadoras, que son blends de aceites esenciales para aromaterapia (vienen armonizante, estimulante, antiestrés y relajante… no sabría con cual quedarme, personalmente me encantaron y suelo usar la aromaterapia para distintas situaciones diarias) y los sets. Dentro de estos sets tienen: la lata de 5 jabones surtidos (pueden reutilizar la lata para guardar sus cosméticos, como alhajero o lo que se les ocurra porque son una paquetería, como dicen las señoras), kits octogonales (jabón + ungüento + bálsamo labial) y kits duo (jabón + ungüento) de las distintas líneas (lavanda/melisa, romero/tea tree, caléndula/manzanilla, rosas/rosa mosqueta, lima/limón, neutro).

Acá pueden ver algunos de mis recomendados! http://www.tiendabotik.com/especial-fiestas/

Para ver la línea completa y adquirir los productos: Dot Baires Shoppping (segundo nivel) y  Ecobazar (Humboldt 1784). Para comprar online vayan a tiendabotik.com (Bs. As. e interior del país) o a botikshop.com (CABA). O si no, vean otros puntos de venta en http://www.boti-k.com/donde/

  • Otras ideas: regalar cupos para cursos de cocina, de creación de cosméticos propios (como los workshops de Alma). Para los organizados y que les gusta la ecología: https://www.tiendagreengift.com.ar/jardineria-urbana/calendario-plantable/ ¿qué les parecen estos calendarios plantables? Viene con semillas variadas para los 12 meses del año. ¡A mí me encantaron! Otra tienda que tiene productos naturales y variados que vale la pena que miren es The Eco Beauty Shop (los encuentran con ese nombre en Instagram)… tienen de todo, hasta sus propias sales de baño!

Más allá de todas estas opciones… algunos tips:

No compremos cosas que sabemos que no vamos a usar o que tengan vida útil muy corta y terminen siendo un desecho más.

Preferir los packagings sustentables, en especial evitemos los plásticos. Si es algo que se pueda reutilizar, mejor. O mejor aún, las opciones libres de packaging! Por ejemplo, cremas y jabones sólidos (si no conocen marcas me preguntan en los comentarios o por Instagram).

Elegí productos hechos por productores locales en lo posible y libres de crueldad (cruelty-free o no testeados en animales).

Disfrutemos más la experiencia en sí junto a los seres queridos.

Para decoración navideña recomiendo muchísimo este post de Espacio Sustentable:  http://espaciosustentable.com/navidad-reciclada/

No es necesario gastar lo que no tenemos… a veces con cosas simples podemos tener un hermoso gesto, por ejemplo, cocinando algo especial para la otra persona, escribiéndole algo o si sabés hacer alguna manualidad o algún producto con tus propias manos, va a ser un regalo super especial y personalizado, mejor que algo comprado!

¡Espero que les haya gustado este post, y que tengan muy pero muy felices fiestas!